martes, 2 de agosto de 2011

SISTEMA DE MONITOREO CIUDADANO

publica: Andres Penachino




En la actualidad, la preocupación por la seguridad ciudadana se ha tornado una constante en todas las medianas y grandes ciudades de Latinoamérica. Sin embargo, se debe tener en cuenta que resguardar la seguridad de una ciudad exige cuidados especiales.

Por esta razón y con el objetivo mejorar la gestión de la seguridad desde el punto de vista local, elevar la calidad de vida de quienes habitan y trabajan en el ámbito de un distrito, prevenir acciones delictivas y lograr un mayor acercamiento ciudadano, Bosch se encuentra comprometida y presente con soluciones de monitoreo público en diversas ciudades de Latinoamérica tales como San Pablo (Brasil), Bogotá (Colombia), Buenos Aires (Argentina), Monterrey (México) y Puerto Varas (Chile), entre otras.

La población de estas localidades ya está experimentando las mejoras producidas gracias a la implementación de las cámaras y centros de vigilancia integrados. No obstante, es importante destacar que la preocupación de Bosch va más allá del simple monitoreo por cámaras y provee una solución completa que abarca los problemas típicos que se plantean en una ciudad tales como tránsito, manejo de emergencias como incendio, catástrofes o accidentes y control de obras, eventos, centros educativos, espacios y edificios públicos, entre otros.

La importancia de la planificación


Antes de llevar a cabo la instalación de un sistema de monitoreo público, es preciso prestar especial atención a los tipos de equipamiento y servicios disponibles en el sitio. En particular, deben tenerse en cuenta aspectos como la empresa proveedora a la hora de planificar un sistema de monitoreo público, ya que es importante que se encuentre respaldada por implementaciones previas con complejidades semejantes o mayores a la requerida, que posea presencia en el mercado local para garantizar así su permanencia y, sobre todo, que cumpla con las normas y certificaciones globalmente exigidas para estos productos de altas prestaciones. La confiabilidad es otro aspecto fundamental, por lo que se debe seleccionar un proveedor que cuide la inversión pública inicialmente realizada asegurando la compatibilidad y escalabilidad y garantizando el soporte técnico, repuestos y respaldo local a lo largo de toda su vida útil.

Por lo tanto, la decisión entre un sistema y otro no debe basarse solamente en el costo, ya que elementos como la calidad, la interoperabilidad, las posibilidades de integración y de automatización cooperan para aumentar la efectividad y eficiencia.

Sistemas de monitoreo público en acción
La actividad del sistema consiste en captar, visualizar, grabar y conservar la totalidad de las imágenes tomadas por las cámaras mediante la utilización de los medios de comunicación adecuados para que éstas lleguen en tiempo y forma al Centro de Control. Un equipo humano compuesto por supervisores y operadores debidamente capacitados y entrenados para la detección y resolución de situaciones de riesgo, desde el Centro de Control, será el encargado de administrar el sistema.

Nuestra tecnología contempla todos los componentes del sistema, desde las cámaras móviles del tipo AutoDomo modular hasta cámaras fijas -todas con conexión IP-, sistemas de gerenciamiento de imágenes, grabadoras digitales de imágenes y sistemas de análisis inteligente de video, que permiten personalizar en cada cámara las situaciones y comportamientos considerados como sospechosos o de riesgo, colaborando de esa manera con el trabajo del operador de la central de monitoreo. Toda esta tecnología se requiere para permitir que una central de monitoreo grande reciba información y la procese en forma dinámica, de manera de poder utilizarla para generar las acciones correctas en el ámbito de la ciudad.

Resultados beneficiosos para los ciudadanos
Actualmente, la población que reside en centros urbanos ya identifica el monitoreo de vías públicas como una de las principales medidas para aumentar la seguridad. En la ciudad de Curitiba, por ejemplo, la incidencia de conflictos decreció notablemente en las áreas donde fue implementado el sistema completo propiciado por Bosch. Esto prueba que un sistema electrónico de monitoreo público, utilizado de forma adecuada, es una excelente herramienta a la hora de disminuir el número de actos criminales. Adicionalmente, el control del tránsito, la gestión de emergencias e incluso en la preservación del patrimonio y del suelo público completan la imagen y la aspiración de mayor seguridad del ciudadano.

En conclusión, estas acciones acarrean resultados muy significativos para el bienestar de la población, ya que el monitoreo constante genera una mayor circulación de personas en áreas que solían ser consideradas inseguras. A su vez, los ciudadanos, más tranquilos y seguros, comienzan a valorar sus instituciones, lo que proyecta una mejor imagen de la ciudad. El resultado es una revitalización de las localidades que llama la atención de los medios de comunicación y atrae a nuevos visitantes, generando así la posibilidad de vivir en armonía y lograr mejores oportunidades de desarrollo

Fuente: Robert Boch Argentina.


No hay comentarios: