domingo, 6 de noviembre de 2011

LOS 10 PRINCIPIOS DE LA TEORIA DE LA OPORTUNIDAD DEL DELITO

PUBLICA: ANDRES PENACHINO

Los 10 principios de la teoría de la oportunidad del delito son (Felson y Clarke 1998):
1. La oportunidad juega un papel importante en todos los delitos y no sólo en los delitos patrimoniales. – Por ejemplo, al estudiar a los bares y centros nocturnos se demostró de que forma, su diseño y tipo de administración juegan un papel importante ya sea como generadores o como previsores de la violencia.
2. Los delitos de oportunidad (oportunistas) son altamente específicos – Por ejemplo el robo de un auto para pasear y divertirse tiene un patrón distinto del robo de un auto para vender las partes o para su venta con papeles remarcados. La teoría de la oportunidad del delito nos ayuda a encontrar estas diferencias de tal manera que se puedan desarrollar e implementar intervenciones muy específicas, diseñadas a propósito.
3. Los delitos de oportunidad se concentran en tiempo y espacio –Se han encontrado diferencias dramaticas de un sitio a otro, incluso en áreas de alta delincuencia. Los delitos se acentúan grandemente por la hora o por el día de la semana, reflejando las oportunidades para su comisión. 
(Teoría de la Actividad Rutinaria).
4. Los delitos de oportunidad dependen de los movimientos diarios de cada actividad – Los delincuentes y los objetivos se acentúan de acuerdo con sus actividades rutinarias (trabajo, escuela, diversión, etc.) por ejemplo los ladrones visitan a las casas habitación en el día cuando los ocupantes estan fuera por motivos de trabajo o escolares.
5. La comisión de un delito produce las oportunidades para otro – Por ejemplo, un allanamiento exitosos puede motivar al delincuente para regresar en un futuro o un joven a quien le han robado su bicicleta puede tomar eso como justificación para, a su vez, el robar una que reemplace a la que le fue robada.
6. Algunos productos ofrecen mas tentación y oportunidad para el delito – Por ejemplo los artículos electrónicos facilmente accesibles como los reproductores portatiles de DVD y los teléfonos celulares, son ‘productos calientes’ muy atractivos para los ladrones y asaltantes.
7. Los cambios sociales y tecnológicos producen nuevas oportunidades para los delitos – Los productos son más vulnerables durante los periódos de crecimiento y de mercadeo masivo, en la medida que la demanda por esos productos es mayor. La mayoría de los productos llegan a una etapa de saturación del mercado donde ya la mayoría de las personas poseen uno de esos, y con ello, se reduce la probabilidad de su robo.
8. Los delitos pueden ser prevenidos mediante la reducción de oportunidades – Los métodos de reducción de oportunidades utilizados por la prevención situacional del delito en todas las actividades cotidianas pueden ser diseñados para situaciones específicas. Éstos tienen como base a la teoría de la oportunidad.
9. La reducción de oportunidades normalmente no desplaza al delito – Un desplazamiento completo del delito es muy raro y muchas investigaciones han encontrado que dicho desplazamiento es muy poco o casi nulo. (vea la teoría del desplazamiento del delito).
10. Enfocando la reducción de oportunidades se pueden producir mayores reducciones en el delito – Las medidas de prevención in una área pueden dar como resultado disminuciones del delito en otra área cercana, debido a la ‘difusion de beneficios’. Esto se debe a que los delincuentes puede sobreestimar el verdadero alcance de las medidas implementadas.


1. Antecedentes
La Teoría de la Actividad Rutinaria (TAR) es una de las principales teórias de la “criminología ambiental” que fue desarrollada por los criminólogos Lawrence Cohen y Marcus Felson, quienes han trabajado durante muchos años sobre la teoría de la prevención del delito. TAR establece que para que un delito ocurra, deben estar presentes 3 elementos. TAR incorpora el “triángulo de la criminalidad” el cual se conoce también como el “triángulo de análisis del problema” TAP
2.Características
TAR establece que cuando un delito ocurre, hay 3 cosas que suceden en el mismo tiempo y espacio:
Esta disponible un objetivo conveniente
hay ausencia de un guardian capaz que pueda prevenir que el delito suceda
existe la presencia de un probable, y motivado, delincuente

Objetivo conveniente

La primera condicíón para el delito es que exista un “objetivo conveniente”. Esta palabra fue escogida cuidadosamente, en lugar de otras como “víctima”
Existen 3 categorias principales de objetivos. Asi un objetivo puede ser:
- una persona
- un objeto
- un lugar
Existen muchos objetivos potenciales rodeándonos, pero no todos de ellos son convenientes. Se utilizan dos acronimos para describir a los objetivos convenientes:
1. VIVA: Valor, Inercia, Visibilidad, Accesibilidad
2. DDURAV: Disponible, Disfrutable, Utilizable, Removible, Accesible, Valioso.

Los objetivos a menudo suelen ser los mismos.

No importa que tan conveniente sea un objetivo, el delito no ocurrirá a menos que se de la ausencia de un guardian capaza y este presente un probable delincuente.

Ausencia de un guardian capaz

La segunda condición es que se de la ausencia de un guardian capaz cuya presencia pueda disuadir de que se lleve a caboal delito.
Un guardian capaz tiene un “elemento humano”, este es usualmente una persona cuya mera presencia pueda persuadir a los delincuentes potenciales de no cometer el delito. Un guardian capaz puede ser tambien un sistema de Circuito Cerrado de TV (CCTV), ya que existe alguien que esta monitoreando al otro lado de la cámara.

Algunos ejemplos de guardianes capaces.
- patrullas policíacas
- guardias de seguridad privada
- esquemas de vecino vigilante
- personal en puertas y accesos
- empleados y vigilantes
- amigos
-vecinos
- Sistemas CCTV
Algunos de estos guardianes son formales y deliberados, como los elementos de seguridad privada, mientras que otros son informales y, a menudo, pasan inadvertidos como suelen serlo los vecinos.
También es posible que un guardian este presente pero que éste no sea eficiente. Por ejemplo un CCTV puede no ser un guardian capaz si esta mal ubicado o fuera de servicio. Los elementos de seguridad de una tienda pueden estar mal entrenados o ser descuidados de tal forma que no sean disuasores efectivos.
Probables delincuentes
Cuando un objetivo conveniente esta desprotegido por un guardian capaz y eficiente, entonces existe la posibilidad de que el delito se cometa. El elemento final del triángulo de la criminalidad es que este presente un probable delincuente.
TAR observa al delito desde el punto de vista del delincuente.El delito sólo puede suceder cuando el probable delincuente piensa que existe un objetivo conveniente y se da la ausencia de un guardian capaz o el que existe, desde el punto de vista del probable delincuente, es ineficiente. Es la evaluación de esta situación por el probable delincuente la que determina cuando se comete el delito.
3. Tríangulo de la criminalidad (Triángulo de Análisis del Problema TAP)
TAR introduce una herramienta importante para el análisis delictivo, el triángulo de la criminalidad (que se conoce también como el triángulo de análisis del problema). En el pasado el Centro de Reducción del Delito había presentado estos dos triángulos de forma separada, donde TAP se utilizaba para el análisis de un problema delictivo (víctima, localización, delincuente) mientras que TAR se utilizaba para el desarrollo de las intervenciones (objetivo/víctima, localización y ausencia de un guardian capaz). La última formulación del triángulo de la criminalidad muestra una combinación de los 2, donde entre ambos auxilian a pensar acerca de las respuestas así como del análisis del problema delictivo.
FUENTE
Felson, M. and Clarke, R.V. (1998) Opportunity Makes the Thief. Police Research Series Paper 98, Policing and Reducing Crime Unit, Research, Development and Statistics Directorate. London: Home Office.
4. FUENTE
Science. London: University College London http://www.jdi.ucl.ac.uk/publications/other_publications/55steps.php
Clarke, R. V. and M. Felson (Eds.) (1993). Routine Activity and Rational Choice. Advances in Criminological Theory, Vol 5. New Brunswick, NJ: Transaction Books.
Cohen, L. E. and M. Felson(1979). Social change and crime rate trends: a routine activity approach. American Sociological Review, Vol 44, Pages 588-608.
Felson, M. (1997). Technology, business, and crime. In Felson, M. and R.V. Clarke. Business and Crime Prevention. Monsey, NY: Criminal Justice Press.
Felson, M. (1998). Crime and Everyday Life, Second Edition. Thousand Oaks, CA: Pine Forge Press.
Felson, M. and R.V. Clarke (1998). Opportunity Makes the Thief . Police Research Series, Paper 98. Policing and Reducing Crime Unit, Research, Development and Statistics Directorate.. London: Home Office.
www.homeoffice.gov.uk/rds/prgpdfs/fprs98.pdf PDF 416 Kb

Fuente: procedimientospolicialesargentina.blogspot.com

No hay comentarios: