lunes, 23 de enero de 2012

MAFIAS, CARTELES Y CRIMEN ORGANIZADO


POR ANDRES PENACHINO
El termino crimen organizado devenido de “mafias, cuyo origen es incierto pero que algunos autores lo ubican en 1282, como consigna en los enfrentamientos entre los habitantes de Sicilia cuyo mandato era “Morte A la Francia Italia Anela” a los invasores del Reino Francés.
El Dr. Juan Belicov, Profesor de Relaciones Internacionales Contemporáneas de la UBA define al termino –MAFIAS- como crimen organizado que tienen por objetivo el lucro y como medio para obtenerlo las actividades licitas e ilícitas.
Hoy hay siete grupos mafiosos; los tradicionales Italianos Sicilia, Calabria, Nápoles y Puglia, con ramificaciones extendidas en toda Italia y el exterior, los originarios de los Balcanes, las triadas chinas, las yacuzzas japonesas, los gansters norte americanos, los gansters de África occidental, y los narcos latinoamericanos devenidos en verdaderas organizaciones criminales.
El concepto de cartel fue transplantado del argot usado por los economistas, para señalar a aquellas organizaciones o empresas delictivas capaces de ejercer la supremacía en alguna actividad. En estos casos, observa la ONU, se trata exclusivamente del tráfico de drogas colombianas.
La primera vez que se manejó oficialmente el término para designar a bandas de Colombia fue con motivo de la acusación de los Estados Unidos de Norteamérica contra Pablo Escobar Gaviria y aliados, el 18 de noviembre de 1986.
 La expresión “crimen organizado”, fue esbozado por el Consejo Económico y Social de la Organización de Naciones Unidas, producto de la Conferencia Ministerial Mundial sobre la Delincuencia Transnacional Organizada, efectuada en Italia en noviembre de 1994.
El crimen organizado es una de las principales amenazas a las que han de hacer frente los gobiernos para garantizar su estabilidad, y el desarrollo ulterior de sus economías.

Los clanes mafiosos se disputaron por mucho tiempo el manejo de territorios dentro y fuera de sus fronteras de nacimiento, en cambio las organizaciones criminales internacionales han alcanzado acuerdos y entendimientos para dividir sus áreas geográficas, desarrollar nuevas estrategias de mercado, establecer formas para la asistencia mutua y el arreglo de conflictos a nivel mundial.
A diferencia de las Mafias, los carteles están diseñados sobre principios racionales de gestión, típicos de cualquier industria lícita, como son la especialización y la división del trabajo.
La fabricación de cocaína y su distribución, la logística que esos procesos requieren tales como la adquisición de materias primas, precursores, sistemas de transporte, sistema de ingreso del producto a los mercados consumidores, redes de distribución, cobranza, colocación de dinero en circuitos formales (bancos, inversiones diversas, etc.) convierten a estas organizaciones, que desde los años 70 están en total expansión, en verdaderas redes comparables a empresas multinacionales, cuya casa matriz esta en Centro América, compuesta por miembros dominantes.

No hay comentarios: